Vacunas contra COVID y nuestros niños: los avances y lo que sabemos hasta hoy

Vacuna contra COVID y niños

Una de las grandes preocupaciones en esta pandemia es qué va a pasar con nuestros niños. Sabemos que se enferman menos, y que la mayoría tiene cuadros leves…pero no todos. Y por eso las vacunas se alzan como una luz de esperanza en esta pandemia.

Como pediatras y mamás hemos estado muy atentas al desarrollo de las vacunas contra SARS-CoV2 (el virus que produce COVID) y queremos compartirles acá lo que sabemos hasta este momento.

¿Será realmente necesario vacunar a los niños?

Es una pregunta que se repite, sobre todo al analizar los datos disponibles hasta ahora: la mayoría de los menores de edad o no se contagian, o hacen cuadros muy poco sintomáticos.

Sin embargo, los niños pueden ser un ente propagador y algunos SÍ podrían desarrollar una enfermedad aguda grave o una enfermedad tardía muy grave (PIMS o SIM). La vacuna permitiría protegerlos a ellos, y al resto de la comunidad al lograr el efecto rebaño. Así es que la respuesta a esto es sí…es realmente necesario.

¿Por qué aun no se puede vacunar a los niños?

Porque los estudios de vacunas siempre se inician con grupos de adultos sanos y al final se testean en niños y embarazadas. Sólo como mecanismo de protección a estos grupos que podrían ser más susceptibles.

Entonces, ¿En qué estamos con la vacunación y nuestros niños?

Ya hay varios avances en términos de seguridad y eficacia. Recordemos que los estudios de vacunas pasan por fases: primero testear seguridad y esquema de vacunación ideal para alcanzar niveles de protección óptimos, luego testeos masivos para ver como se comportan las vacunas en el “mundo real” y para re-chequear eventuales reacciones adversas a la vacuna. Usualmente las dosis utilizadas en adultos son igual de efectivas en niños, pero en lactantes pequeños, muchas veces se requieren refuerzos de vacuna para alcanzar una buena inmunidad, y en niños más grandes, podría requerirse una menor dosis para obtener el mismo beneficio que en adultos.

Actualmente, ya son nueve las farmacéuticas que empezaron sus ensayos clínicos en población menor de 16 años, estas son: Pfizer/BioNTech, Moderna, Nanogen (Nanocovac), Sinovac, Bharat Biotech, AstraZeneca-Oxford, Regeneron Pharmaceuticals, Lilly/Abcellera, Biociencia de Shanghai Junshi.

 

Y pese a que cada compañía cuenta con plazos distintos para sus estudios, se estima que las vacunas para niños podrían estar autorizadas para su distribución para finales de 2021 o mediados de 2022.

La vacuna de Moderna inició en diciembre un estudio con niños entre 12 y 17 años demostrando seguridad y buena respuesta (cantidad de anticuerpos o defensas contra COVID). Y ya en marzo inició las pruebas de fase 1 y 2 en niños desde 6 meses a 12 años como parte del estudio llamado KidCOVE, con la intención de enrolar a 6750 participantes. El objetivo es evaluar tolerabilidad, reacciones adversas y eficacia de la vacuna con 2 dosis administradas con 28 días entre ellas.

La vacuna del laboratorio Pfizer-BioNTech ya en octubre inició sus estudios con niños mayores de 12 años, realizando su estudio de fase 3 con 2260 jóvenes de EEUU mostrando una eficacia de 100% , por lo que están ya en el proceso de ampliar la aprobación para este grupo de pequeños.

Además, desde fines de marzo, inició el estudio en niños desde 6 meses a 12 años, esperando enrolar inicialmente a 144 niños para evaluar el mejor esquema de vacunación y luego continuar enrolando a 4500 participantes más de EEUU y Europa.

Sinovac, por otra parte, anunció que su vacuna es segura para niños entre 3 a 17 años. Esto luego de dar a conocer los resultados preliminares de los ensayos clínicos de Fase I y II, donde participaron más de 500 voluntarios de ese rango de edad. Las reacciones adversas, fueron leves y solo dos niños que recibieron la dosis más baja experimentaron fiebre alta. Además, señalaron que los niveles de anticuerpos observados fueron más altos en comparación a los registrados en adultos y detallan que:

  • Niños y niñas entre tres a 11 años: Una dosis baja podría entregar una respuesta favorable de anticuerpos.
  • Niños y niñas de 12 a 127 años: La dosis media presentó excelentes resultados.

Si bien los resultados preliminares aún no han sido revisados por sus pares y publicados en revistas, esto representa datos positivos para comenzar a inocular a los menores de edad

Astra Zeneca, el otro laboratorio aprobado en Chile, comenzó en febrero las pruebas con niños entre 6 a 17 años, esperando enrolar hasta 300 participantes, para determinar seguridad y respuesta inmune en ese grupo de edad.

Otros laboratorios están haciendo lo mismo: Janssen (filial de Johnson & Jhonson) está preparando su estudio que incluirá a recién nacidos, embarazadas e inmunosuprimidos, y Sinopharm ya inició estudios clínicos con menores entre 3 y 17 años, sin encontrar grandes diferencias respecto a sus estudios realizados con adultos.

Mientras más personas se vacunen, más rápido se podrá controlar la circulación del virus. Esto podría lograrse al incluir a niños y adolescentes, ya que, se necesita un 80% de vacunados para pensar que la infección podría controlarse. Lo importante es que ya falta muy poquito, y que una vez probada su seguridad y efectividad, es bueno tener toda la información para tomar la mejor decisión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *